Notas de Prensa

La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad se reúne con  los consejeros de la Comunidad Valenciana y de Canarias

  • En el marco de su ronda de contactos autonómicos
  • Ana Mato se compromete a avanzar hacia un pacto con las Comunidades Autónomas de cara a garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud
24 de enero de 2012. La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, ha celebrado hoy reuniones en el Ministerio con los consejeros de Sanidad y de Bienestar Social de la Comunidad Valenciana, Luis Rosado y Jorge Cabré, y con las consejeras de Sanidad y Política Social de Canarias, Brígida Mendoza e Inés Rojas.
 
En las reuniones, a las que también han asistido el secretario de Estado de Servicios Sociales, Juan Manuel Moreno, y la secretaria general de Sanidad, Pilar Farjas, se ha puesto de manifiesto una gran coincidencia con los consejeros autonómicos en la búsqueda de la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud. Para preservarla, la ministra se ha comprometido a avanzar en un acuerdo con las Comunidades Autónomas que también garantice la equidad en las prestaciones en todo el territorio.
 
En cuanto a los servicios sociales, la ministra ha abordado con los consejeros del ramo las prestaciones para la dependencia. Mato ha expresado su disposición a buscar fórmulas para llegar a compromisos de financiación con las comunidades autónomas, y ha emplazado a los responsables autonómicos a próximos encuentros para plantear soluciones.
 

Estas reuniones se enmarcan en la ronda de entrevistas que Mato ha abierto con los consejeros de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, previa a la celebración del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, de la Conferencia Sectorial de Servicios Sociales y del Consejo Territorial del Sistema de Autonomía y Atención a la Dependencia. Con esta primera toma de contacto, Mato pretende que el Ministerio se convierta en un lugar de encuentro con las Comunidades Autónomas y no de confrontación, y se compromete a impulsar una etapa de “buenas prácticas”.