Seguridad vial en infancia y embarazo

Las lesiones provocadas por los siniestros de tránsito son un problema de salud pública a nivel mundial, siendo una de las principales causas de muerte en todos los grupos etarios y la primera entre personas de entre 5 y 29 años.

En nuestro país 1.755 personas fallecieron en accidentes de tráfico en 2019. Las personas que caminan, van en bicicleta o moto, son consideradas vulnerables y representado por primera vez el 53% de todas las muertes, pero este porcentaje asciende al 81% cuando se consideran únicamente los fallecimientos en vías urbanas. Además, las lesiones por siniestro de tráfico acarrean discapacidad y suponen una gran pérdida de años de vida saludable, además de un gran coste socioeconómico, por todo ello uno de los objetivos de la agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible pretende reducir la mortalidad por esta causa la mitad.

Las mujeres embarazadas, los niños y niñas, así como nuestros adolescentes se desplazan primordialmente andando, incluyéndose por lo tanto dentro de los colectivos vulnerables. Por todo ello es primordial fomentar la seguridad vial desde los primeros años de vida, incluso desde el embarazo.

 

Última actualización: 26/05/2021

Si desea localizar información relacionada con el contenido de esta página, utilice el buscador