Notas de Prensa

La delegada del Gobierno para la Violencia de Género destaca los avances que ha hecho España en prevención, detección y persecución de los casos de trata

  • Comparecencia ante la Subcomisión sobre la trata de seres humanas con fines de explotación sexual, en el Congreso de los Diputados
  • Blanca Hernández reconoce que las mejoras normativas han colocado a España como país de referencia en el ámbito europeo en lo que respecta a la lucha contra la trata con fines de explotación sexual
  • La implicación de los agentes y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, de las organizaciones, de las administraciones y de la sociedad en general han propiciado avances en identificación de casos, en prevención, en cooperación y coordinación, en persecución de delitos y en la recopilación de nueva información
  • La delegada del Gobierno ha advertido, no obstante, de que quedan muchos retos pendientes
13 de mayo de 2014. La delegada del Gobierno para la violencia de género, Blanca Hernández, ha expuesto hoy ante la subcomisión parlamentaria para el estudio de la trata con fines de explotación sexual el estado actual de la lucha contra esta vulneración de los derechos humanos y uno de los más graves delitos contra la igualdad y la integridad de la mujer. España, gracias a su compromiso en la adaptación normativa, a la implicación de sus agentes policiales y al esfuerzo en información, concienciación y sensibilización, se ha convertido en uno de los países que atrae más miradas de sus vecinos con el fin de ganar en eficiencia en el combate a esta lacra.
 
En una comparecencia a puerta cerrada, como es preceptivo en dichas subcomisiones parlamentarias, Hernández ha reconocido que la creación de unidades especializadas en el seno de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado ha permitido destapar redes de explotación sexual, al igual que la puesta en práctica de inspecciones policiales y administrativas en clubes de alterne. En la oscuridad de estos casos, siempre una nota común: un atentado a los derechos de las mujeres, a su dignidad, y una forma grave de delincuencia y hasta de esclavitud.
 
Tal y como ha subrayado la delegada, atajar los casos de trata con fines de explotación sexual requiere más información, lo que no resulta sencillo por cuanto la víctima, en su testimonio, se encuentra en situación de vulnerabilidad. Concurren otros factores: la clandestinidad, la estigmatización social… En definitiva, elementos que complican la lucha contra la trata y que obligan a más esfuerzos de los agentes implicados con el fin de resultar más contundentes contra este delito.
 
Pero España ha avanzado mucho y su recorrido lo siguen varios países del entorno. Hernández ha afirmado a este respecto que “un diagnóstico general acompaña a los ejes de cada actuación contra la trata: que sin perjuicio del trabajo que queda por hacer, España ha avanzado mucho en la materia y puede responder positivamente en los ámbitos de prevención, detección, persecución, coordinación y mejora de la información, algo que le diferencia de otros países europeos, en los que ni siquiera existe legislación al respecto”.
 
Los recursos y los agentes que combaten este delito se han especializado, lo que conlleva una mayor formación, y actualizado; se ha consolidado la financiación de entidades sociales a través de las subvenciones con cargo al IRPF, se ha aplicado la asistencia jurídica gratuita y se ha especificado la trata como delito en el proyecto de reforma del Código Penal. Avances económicos y normativos que, sin duda, hacen cada más complicado que las redes que tratan con seres humanos para fines sexuales se instalen y operen con impunidad en España.
 
La delegada del Gobierno ha recordado que las víctimas de trata tienen derecho a asistencia sanitaria y a permisos de residencia y de trabajo, y las que sean menores de edad se verán mejor protegidas y atendidas debido a las mejoras introducidas en los recientes proyectos de reforma de la legislación de la infancia. En suma, el Gobierno, en colaboración con las demás administraciones y agentes sociales, está abordando la lucha contra la trata desde todos los campos.
 
Y precisamente es el estrechamiento de la coordinación y la cooperación entre actores implicados lo que está permitiendo grandes pasos adelante en la identificación y persecución de casos de trata.
 
Todos estos avances quedarán reflejados en el nuevo Plan de Trata que está redactando la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, ha puntualizado Blanca Hernández.