Notas de Prensa

La directora para la Igualdad de Oportunidades anuncia para 2014 un manual de autodiagnóstico de brecha salarial de género para las empresas

  • En el acto de presentación del cupón de la ONCE, conmemorativo del Día Europeo de la Igualdad Salarial
  • Las mujeres tienen que trabajar 59 días más al año para cobrar el mismo salario que los hombres, ganando casi 6.000 euros menos de media anual
  • El manual de autodiagnóstico permitirá a las empresas detectar y corregir los desequilibrios salariales entre mujeres y hombres
  • La ONCE presenta los cupones del 22 de febrero y el 8 de marzo, dedicados a la Igualdad Salarial y al Día Internacional de la Mujer, respectivamente, con una emisión de once millones de cupones
21 de febrero de 2014.- La directora general de Igualdad de Oportunidades y del Instituto de la Mujer, Carmen Plaza, acompañada de la vicepresidenta del Consejo General de la ONCE, Teresa Palahí, ha presidido el acto de presentación del cupón que la ONCE expedirá el 22 de febrero, con motivo de la conmemoración del Día por la Igualdad Salarial, que se celebra el día 28 de febrero.
 
Durante este acto se ha presentado también el cupón que se emitirá el 8 de Marzo, con motivo del Día Internacional de las Mujeres, que lleva como lema “La igualdad beneficia a tod@s”.
 
El mensaje que se pretende difundir con la emisión de estos 11 millones de cupones, que serán comercializados a través de los más de 20.000 agentes vendedores de la ONCE, es la necesidad de conseguir la igualdad de las mujeres en todos los ámbitos, pero en especial en las condiciones de trabajo y en obtener unas retribuciones igualitarias y justas. Esta acción de sensibilización se realiza por cuarto año consecutivo.
 
Durante su intervención, Carmen Plaza ha anunciado que se pondrá a disposición de las empresas, a lo largo de 2014, un manual de autodiagnóstico de brecha salarial de género, para que, con carácter voluntario, “las empresas puedan detectar y corregir las desigualdades salariales entre mujeres y hombres”. Estará disponible a través de la página web www.igualdadenlaempresa.es,
 
Asimismo ha anunciado la edición de un número especial del boletín “Igualdad en la empresa”, dirigido a informar y sensibilizar sobre la igualdad salarial entre mujeres y hombres, disponible a través del mismo enlace.
 
La directora general de Igualdad de Oportunidades ha recordado que, según la Encuesta de Anual de Estructura Salarial de 2011, las mujeres ganan de media un 16’3% menos que los hombres por hora trabajada. Tomando como referencia el salario medio anual, los hombres ganan 25’6 mil euros y las mujeres 19,7 mil euros, es decir, casi 6.000 euros menos (23%).
 
Actuaciones para combatir la discriminación laboral y salarial
 
En los dos últimos años, desde la Secretaría de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, a través de la Direccion General de Igualdad de Oportunidades, se ha realizado un diagnóstico detallado de las desigualdades entre mujeres y hombres en el ámbito laboral, a partir del cual se han diseñado las actuaciones que se incluirán en el Plan Especial para la igualdad de mujeres y hombres en el ámbito laboral y contra la discriminación salarial, así como medidas para el Plan Estratégico de Igualdad de Oportunidades (2014-2016), actualmente en fase de elaboración.
 
Igualmente, se han desarrollado un conjunto de programas y actuaciones para impulsar la igualdad en el ámbito laboral, como las convocatorias de subvenciones a Pymes para la implantación de planes de igualdad; la prestación de un servicio gratuito de asesoramiento a empresas; el intercambio de buenas prácticas a través de la Red de empresas con distintivo de igualdad, creada el pasado año, y la colaboración con la Inspección de Trabajo y Seguridad Social para velar por el cumplimiento de la normativa en materia de igualdad, especialmente la erradicación de la discriminación salarial.
 
Principales factores que influyen en la brecha salarial de género
 
-        La segregación horizontal del mercado de trabajo. Las mujeres se concentran en un número más reducido de sectores y ocupaciones y, con frecuencia, están peor pagadas y menos valoradas. Existe una correlación entre sectores feminizados y peores condiciones de trabajo (elevada temporalidad, empleo a tiempo parcial, salarios y prestaciones económicas más bajas).
 
-        La segregación vertical del mercado de trabajo. Las mujeres, por lo general, ocupan puestos de menor categoría y se enfrentan a más obstáculos para desarrollar su carrera profesional.
 
-        La dificultad para conciliar la vida personal, familiar y laboral, así como la desigual distribución de las responsabilidades familiares y domésticas. Esto hace que las mujeres presenten vidas laborales discontinuas y/o trabajen menos horas que los hombres, lo que tiene un impacto negativo no solo en su desarrollo profesional sino también en la percepción de retribuciones y rentas futuras.
 
-        La falta de transparencia de las retribuciones.
 
El impacto de los estereotipos de género, que influyen en la elección de cursos de formación y en la forma en que se evalúan las calificaciones y se clasifican los empleos.