Notas de Prensa

Ana Mato defiende una atención específica para los niños con cáncer, con seguimiento psicosocial y educativo

  • Foro contra el Cáncer de la AECC con motivo del Día Mundial del Cáncer
  • La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad destaca que por primera vez se ha acordado la puesta en marcha del cribado de cáncer de colon y se han unificado los criterios en los de mama y cervix, además del consejo o asesoramiento genético 
  • “Queremos integrar de forma personalizada las necesidades de cada paciente en la atención que desde el Sistema Nacional de Salud se les proporciona” 
  • La ministra se compromete a incorporar todas las innovaciones que mejoren el tratamiento y la calidad de vida de los pacientes 
  • Entre 2012 y 2013 se han incorporado 50 nuevos medicamentos, muchos de ellos para el tratamiento de tumores y, hace sólo unos días, la primera terapia personalizada financiada por el SNS para el tratamiento de un tipo de melanoma
4 de febrero de 2014. “Si enfrentarse a la enfermedad es una prueba difícil, mucho más lo es cuando afecta a un hijo y, sobre todo, cuando aún es un menor”. Así lo ha asegurado hoy la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, en su intervención en el Foro “Diagnóstico: cáncer. ¿Es el paciente una prioridad?” organizado por la Asociación Española contra el Cáncer con motivo del Día Mundial de esta enfermedad y presidido por S. A. R. la Princesa de Asturias.
 
La ministra ha defendido, por este motivo, la necesidad de poner en marcha una atención específica para los menores con cáncer. Una atención que, en todo caso, debe incluir un seguimiento psicosocial y educativo. Es lo que está previsto desarrollar durante este año 2014 a través de la línea estratégica “Asistencia de la Infancia y la Adolescencia” introducida en la Estrategia en Cáncer del Sistema Nacional de Salud en su última actualización.
 
De este modo, se mejorará la calidad de la atención en las unidades asistenciales y “hacer, en la medida de lo posible más sencillo el proceso a pacientes y familiares”. En este sentido, la ministra ha citado el aumento hasta los 18 años de la edad en la que los pacientes pueden ser atendidos en las unidades de oncología pediátrica.
 
Pero la asistencia personal no es sólo para los menores. La ministra ha asegurado que “queremos integrar de forma personalizada las necesidades de cada paciente en la atención que desde el Sistema nacional de Salud se les proporciona”. Porque, ha explicado “cada paciente es distinto y hay que buscar una atención personalizada”.
 
La ministra ha subrayado que el año 2013 ha sido clave en la mejora de la respuesta frente al cáncer. En ese año, el Ministerio acordó, por primera vez, con las Comunidades Autónomas, la inclusión del cribado de cáncer colorrectal, además de criterios comunes para el cribado del cáncer de mama y cérvix y el consejo o asesoramiento genético. Con ello “eliminamos inequidades territoriales en cuanto a prevención y detección precoz”.
 
Como reto para 2014, la ministra ha planteado como objetivo “reforzar la prevención, mejorar los sistemas de información y la atención psicológica a los pacientes”.
 
Tras subrayar la importancia de la investigación, Mato ha destacado que el Sistema Nacional de Salud (SNS) está poniendo a disposición de los pacientes los fármacos más innovadores en todas las Comunidades Autónomas. En los dos últimos años se han introducido 50 innovaciones, muchas de ellas destinadas al tratamiento del cáncer. Y hace sólo unos días se ha aprobado “la primera terapia personalizada financiada por el SNS para el tratamiento de un tipo específico de melanoma”.
 
La ministra se ha comprometido a seguir avanzando para incorporar todas las innovaciones que mejoren el pronóstico o la calidad de vida de los pacientes. El objetivo es garantizar una atención de excelencia y “la igualdad en el acceso a los tratamientos eficaces en todo el territorio”.
 
Para finalizar, la ministra ha trasladado un mensaje de “apoyo, cariño y esperanza” a todos los pacientes y a sus familias, y ha recordado que los avances en el diagnóstico y tratamiento de la enfermedad han reducido su mortalidad y un porcentaje cada vez más elevado de pacientes sobreviven con buena calidad de vida. Mato ha asegurado que tanto las autoridades sanitarias, como los investigadores y los profesionales sanitarios “estamos comprometidos, implicados y trabajando conjuntamente”. El objetivo, ha dicho, es “consolidar los buenos resultados que hemos conseguido hasta ahora y prestar el máximo apoyo a los enfermos y sus familiares, que son nuestra prioridad”.