Notas de Prensa

Ana Mato condena los últimos casos confirmados de violencia de género

  • Tras las confirmaciones de la investigación
  • Son los casos ocurridos en Madrid el pasado día 15 y en Santa Pola (Alicante) el pasado día 30
  • La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad insta a denunciar cualquier manifestación de violencia contra la mujer y a usar el 016, teléfono gratuito contra los malos tratos
4 de febrero de 2014. La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, manifiesta su repulsa y condena por los dos últimos casos confirmados de violencia de género, sucedidos en Madrid el 15 de enero y en Santa Pola (Alicante) el pasado día 30. Estos dos asesinatos elevan a 6 la cifra total de lo que va de año 2014.
 
En Madrid la víctima fue una mujer de 28 años de nacionalidad brasileña, apuñalada en su domicilio por su pareja, un hombre de 19 años y de nacionalidad dominicana. No constaba denuncia previa. El agresor ya se encuentra en prisión. La mujer no tenía hijos.
 
La mujer asesinada en Santa Pola tenía 59 años y era española. Fue asesinada por su cónyuge, un hombre también español de 58 años. Éste la asfixió en el domicilio que compartían y posteriormente se suicidó. Había denuncia anterior por situaciones de malos tratos y se aplicaron medidas de protección. Cuando se produjo el crimen, éstas ya no estaban vigentes y la pareja se encontraba en situación de convivencia. El matrimonio tenía dos hijos mayores de 18 años.
 
Conocidos los hechos a raíz de la confirmación de ambos casos, la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, hace un llamamiento a combatir la lacra de la violencia de género desde la unidad y la máxima sensibilidad, de modo que ninguna manifestación de malos tratos o de intimidación a una mujer quede impune. La mujer, su entorno, sus allegados, tienen a su disposición el 016 si conocen que existe violencia de género. Y tienen también a su disposición asesoría especializada gratuita para interponer una denuncia.
 
Mato, asimismo, recuerda que el personal sanitario puede ayudar a salir de la lacerante lacra de la violencia contra la mujer. Un protocolo aprobado el año pasado ayuda a la prevención y detección precoz de estos casos y los profesionales sanitarios se encuentran altamente cualificados para apoyar a la mujer que sufre mal trato por parte de su pareja o expareja. El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad estrenó la semana pasada la campaña “Hay Salida” en el ámbito sanitario para intentar dar un paso más en la lucha contra el silencio, el mayor cómplice de la violencia de género.