Notas de Prensa

La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad condena el último caso confirmado de violencia de género, ocurrido en Madrid

  • 36 mujeres asesinadas por violencia de género en lo que va de año
  • La víctima es una española de 38 años, asesinada por su pareja, a la que no había denunciado con anterioridad
30 de septiembre de 2013. La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, condena el último asesinato de una mujer ocurrido el pasado sábado en Madrid y que hoy la investigación ha confirmado como violencia de género.
 
La víctima es una española de 38 años que falleció presuntamente a manos de su compañero sentimental, de 42 años y nacionalidad marroquí. En la agresión también resultó herido grave el hijo de 12 años de la víctima.
 
En lo que va de año, la cifra de mujeres fallecidas por agresiones de sus parejas o exparejas se sitúa en 36, en tanto que cuatro casos más permanecen en investigación. En cuanto a los menores, un total de 33 han quedado huérfanos por la violencia de género
 
En este último caso, como en la mayoría de los registrados, la mujer no había presentado denuncias previas por malos tratos. Sólo 6 de las 36 mujeres fallecidas habían denunciado con anterioridad a sus agresores. Este hecho  lleva a la ministra a proclamar la importancia de presentar denuncia en cuanto se produzca, la primera manifestación, pues la denuncia puede salvar vidas.
 
La ministra, conocidos los hechos, manifiesta su repulsa por este nuevo caso de violencia de género y pide a la ciudadanía que no sea indiferente ante los malos tratos. Mato hace un llamamiento a las mujeres para que no soporten ni un solo síntoma de mal trato de sus parejas o exparejas y para que, en consecuencia, llamen al 016 o vayan a instancias policiales a denunciar. El uso de este teléfono no cuesta nada y demuestra un funcionamiento eficaz, ya que cada vez más mujeres recurren a él. La ministra recuerda que la asistencia jurídica a la mujer que denuncia es también gratuita.
 
España dispone de numerosos recursos asistenciales para las mujeres que sufren la violencia de género, todos ellos pensados para que salgan de la situación y empiecen una nueva vida. El 70% de las mujeres que padecen malos tratos consiguen salir de la violencia.