Notas de Prensa

El Secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad visita el módulo de atención especializada a reclusos con discapacidad del centro penitenciario de Estremera (Madrid)

  • FEAPS Madrid da asistencia a 26 personas gracias a este programa
  • Juan Manuel Moreno ha estado acompañado durante la visita por el director general de Políticas de Apoyo a la Discapacidad, Ignacio Tremiño, y por la dirección de FEAPS Confederación y de FEAPS Madrid. En la visita ha estado presente el Secretario General de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste 
  • 34 reclusos han sido atendidos en este módulo desde 2009 debido a la aplicación de un programa que se aplica en varias CCAA
16 de mayo de 2013. Detección a tiempo, planes individualizados, programas de reinserción, coordinación institucional y formación para los profesionales. Estos son los ejes del programa que FEAPS puso en marcha en 1995 para dar atención especializada a los reclusos y exreclusos con discapacidad intelectual y con riesgo de delinquir o caer en la marginalidad. Del éxito de la iniciativa habla la aplicación en 14 Comunidades Autónomas y del total de beneficiarios directos: 676. El Secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Juan Manuel Moreno, ha conocido hoy de primera mano el trabajo que supone este programa durante su visita al centro penitenciario de Estremera VII, en Madrid.
 
Acompañado por el director general de Políticas de Apoyo a la Discapacidad, Ignacio Tremiño, y por la cúpula directiva de FEAPS Confederación y FEAPS Madrid, así como por el Secretario General de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste, el número dos del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha compartido a lo largo de la mañana el trabajo de los profesionales y de los reclusos que ayudan a otros internos con discapacidad intelectual o a exreclusos. No es baladí este programa si se tiene en cuenta, según datos de FEAPS, que la prevalencia de trastornos mentales en las cárceles españolas es cinco veces mayor que en la población en general.
 
Había que adoptar medidas para abordar la situación, de ahí la puesta en marcha de este programa que, además, ayuda a la adaptación de los presos con discapacidad a las características y régimen del centro penitenciario. Ello se traduce, a su vez, en ventajas para el trabajo de los funcionarios de prisiones. Las razones son varias, pero una destaca: en las cárceles los presos con discapacidad corren el riesgo de encontrarse desprotegidos, así que son más vulnerables. Un posible cuadro de estrés o angustia en ellos podrían agravar su estado psíquico.
 
La Comunidad de Madrid es un territorio pionero en la puesta en práctica de esta clase de proyectos, no en vano FEAPS Madrid despliega su actividad en seis de los siete centros penitenciarios de la región. En 2012, dio apoyo a 51 personas con discapacidad. En la cárcel de Estremera, desde que comenzó e programa, han sido atendidas 34 personas. En la actualidad, el número se sitúa en los 26.
 
El trabajo de los profesionales de FEAPS no termina en el centro penitenciario, continúa incluso con el individuo en libertad. Muchos de ellos asisten a los cursos que dicha entidad ofrece para favorecer la inserción social y laboral.
 
Juan Manuel Moreno ha dejado claro que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad mantendrá su apoyo a programas como el que FEAPS viene aplicando en la cárcel de Estremera gracias a las subvenciones correspondientes por el IRPF social.