Notas de Prensa

El envejecimiento activo, un derecho y una necesidad pública y social

  • A debate en un curso de la Universidad Menéndez Pelayo 
  • El Imserso defiende la responsabilidad personal en el proceso de envejecimiento y en la prevención de la dependencia
  • Los mayores de 64 años son el 17 por ciento de la población, un porcentaje que se duplicará en 2049
10 de agosto de 2012. La Universidad Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander ha clausurado esta semana el primer curso de verano sobre envejecimiento activo. Bajo el título “Envejecimiento Activo: promover la autonomía personal a través del compromiso y la responsabilidad social” y organizado por el Imserso, el encuentro ha servido como reflexión y espacio de debate sobre este proceso. El curso se ha celebrado en el marco de las actividades del Año Europeo del Envejecimiento Activo y de la Solidaridad Intergeneracional 2012.
 
El secretario general del Imserso, Francisco Ferrándiz, subrayó en su intervención en el encuentro el carácter “bidireccional” del envejecimiento activo: por un lado, supone un compromiso y responsabilidad de la sociedad y de los poderes públicos, pero también supone un potencial generador de riqueza y estímulo económico. En suma, Ferrándiz aseguró que “envejecer activamente no sólo es un derecho de los mayores, sino también una necesidad pública y social”.
 
Los datos demográficos demuestran esta necesidad: en España, los mayores de 64 años suponen un 17 por ciento de la población, un porcentaje que se duplicará en 2049, de acuerdo con las estimaciones del Instituto Nacional de Estadística (INE). Por otro lado, las estadísticas también revelan que aún queda mucho por hacer: de acuerdo con los últimos datos del Eurobarómetro, de 2009, la percepción de los europeos de que la discriminación por edad constituye una práctica extendida ha aumentado. Para los españoles, este tipo de discriminación ocupa el segundo lugar (61%) por detrás de la discriminación por origen étnico.
 
CONCLUSIONES
 
Circunstancias como ésta amenazan el desarrollo del envejecimiento activo, con imposición de jubilaciones no deseadas en las que se desperdicia capital humano y se generan situaciones de exclusión social. Ésta es sólo una de las conclusiones del curso celebrado en la UIMP, y expuestas durante la clausura por María Teresa Sancho, vicerrectora de Ordenación Académica de la universidad.
 
Entre ellas, citó que “las personas tenemos responsabilidad en nuestro proceso de envejecimiento y también en la entrada en situaciones de dependencia”. Asimismo, señaló que el envejecimiento activo debe favorecer vidas laborales más prolongadas, aunque siempre manteniendo un equilibrio entre los años en retiro y los años de trabajo.
 
En cuanto a las nuevas propuestas de participación y compromiso social, los participantes del curso concluyeron que dependerán de nuevas oportunidades en las que los mayores se sientan reconocidos a través de sus espacios de participación, donde puedan compartir sus experiencias y valoraciones.
 
AÑO EUROPEO
 
El envejecimiento activo significa dar a los mayores la posibilidad de participar plenamente de la sociedad:
 
§        Fomentar sus oportunidades de empleo.
 
§        Permitirles contribuir activamente a través del voluntariado.
 
§        Permitirles vivir con independencia, adaptando la vivienda, las infraestructuras, la tecnología y el transporte.
 
Para conseguir estos objetivos, desde el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, a través del Imserso, se han puesto en marcha varios proyectos. En el área de la participación social, ha arrancado la iniciativa “Cerca de ti”, que trata de desarrollar intervenciones para dar apoyo emocional y seguridad a los mayores que sufren soledad. El modo de llevarlo a cabo es promover la participación de mayores en actividades que tienen lugar en su entorno, proporcionándoles acompañamiento, sin olvidar uno de los recursos más utilizados en España: la teleasistencia para mayores.
 
Asimismo, en enero se puso en marcha la campaña de sensibilización “Doce Causas para 2012. Por una sociedad para todas las edades”, en colaboración con la Unión Democrática de Pensionistas (UDP). A través de sus asociaciones provinciales, las personas mayores hacen llegar sus aportaciones y sugerencias.
 
El Imserso, asimismo, ha creado un nuevo espacio para transmitir información, compartir experiencias y movilizar a todos los agentes implicados en relación al Año Europeo del Envejecimiento Activo en España. A través de esta página www.envejecimientoactivo2012.es, se puede participar en actividades “on-line” como encuestas, debates o concursos.